Buscar en este blog

Cargando...

lunes, 12 de septiembre de 2016

1.507.- Visita santiaguista al Hospital de Villarrodrigo




1507-07-08 -Visita a los Partidos de Sierra de Segura y Murcia. Visita al Hospital de Villarrodrigo. (AHN. Guía de las OO.MM. Mss. Santiago. Sign. 1072 C pág. 95).


Villa Rodrigo Encomienda de Segura


/95/
Ospital

Fue visytado el dicho ospital de dicho lugar que alinda con casa de Pedro Sánchez  Texedor.
Tiene tres camas de madera.
Dos coerpos sanos, otros dos rotos
Çinco cabeçales.
Siete mantas.
Onze sávanas.
Quatro almohadas, las dos buenas y las otras dos rotas.
Tres pares de manteles.
Vna caldera grande.
Vna sartén e vn vanco.
Vna viña en el Mesto que puede caver tres peonadas poco más o menos.

En esta dicha casa hospital oserbaron los visytadores pasados caydo vn fastial, mandaron a Gonzalo Martines de Ortega mayordomo que lo hicyese e reparase, hallóse fecho.



COMENTARIO: En esta época, a finales del siglo XV y principios del XVI, se fundan los Hospitales en los distintos lugares de la Encomienda de Segura, a instancias de los visitadores santiaguistas. En aquel tiempo, los Hospitales eran instituciones de asistencia a los pobres y también al clero.

Los Hospitales proporcionaban alojamiento y comida a viajeros sin recursos, peregrinos, clero de visita, o simplemente a los pobres y vagabundos del lugar.

Su construcción y mantenimiento corrían a cargo del Concejo del lugar o de una Fundación piadosa dedicada a un santo. En todo caso se otorga a los Concejos el nombramiento de mayordomos.

Se mantenían mediante la dotación económica, generalmente precaria de los Concejos, más las limosnas que conseguían y las mandas testamentarias.  “Yten mando al ospital un real para sus gastos” Testamento de María López al Hospital de Torres de Albanchez.

Los Hospitales eran casas con habitaciones para dormir, el clero tenía su propia habitación, con cocina y una capilla dedicada a un santo, donde se recogían las limosnas de caridad. La capilla del Hospital de Villarrodrigo estaba dedicada a Santa Catalina. Disponían de camas, colchones, almohadas, sábanas y mantas y diferentes utensilios para cocinar. Todo ello estaba a cargo de un mayordomo nombrado cada año por el Concejo con la supervisión de los visitadores santiaguistas. En esta visita a Torres de Albanchez los visitadores se quejan de lo mal equipado que tenían el Hospital: “Una manta vieja rota. Una cabeçera de estopa. Un colchón viejo syn lana lleno de paja. Dos savanas que dio Teresa Sánches”.

En las Relaciones Topográficas de Villarrodrigo (1.575) los redactores “dijeron que en esta villa hay un Ospital do se cogen los pobres e que está dentro de la Casa una imagen de Nuestra Señora Santa Catalina”.

En Villarrodrigo la casa del Hospital estaría en las inmediaciones de la antigua calle del Hospital.




domingo, 4 de septiembre de 2016

1.940.- Memoria Histórica. Paulino Alarcón Vivo. Sentencia de absolución.




1940-06-5.-Paulino Alarcón Vivo. Sentencia de absolución). (Archivo del Tribunal Militar Territorial Segundo de Sevilla. Memoria Histórica. IEG. Procedimiento sumarísimo de urgencia  Nº 42.787 Doc. 1-16 )

/1/ Carátula del Expediente

EJÉRCITO ESPAÑOL
AUDITORIA DE GUERRA DEL EJERCITO DE OPERACIONES DEL SUR
PLAZA DE Orcera
Procedimiento Sumarísimo de Urgencia núm. 42.787
PROCESADO: Paulino Alarcón Vivo
En prisión preventiva en Villacarrillo
Desde el día: 29 de marzo de 1940
Por el delito de Rebelión
Consejo de Guerra Permanente de Jaén

/16/ Sentencia

SENTENCIA

En la Plaza de Villacarrillo a cinco de Junio de mil novecientos cuarenta.
Reunido el Consejo de Guerra Permanente para ver y fallar el Procedimiento sumarísimo de urgencia nº 42.787, por rebelión militar, contra PAULINO ALARCÓN VIVO; dada lectura a las actuaciones, oídos los informes del Sr. Fiscal y Defensor, y las manifestaciones del encausado, y

RESULTANDO: Que el procesado PAULINO ALARCON VIVO, de antecedentes izquierdistas y buena conducta, formando parte de un grupo de individuos se personó el día dieciocho de Agosto del treinta y seis en el Cortijo “Loma del Gato”, en donde fue violentada una arqueta, extrayendo de la misma recibos, pagarés y documentación que leyó el procesado y que después se llevó otro de los del grupo. El inculpado tiene cuarenta años, tejero, natural de Villaverde del Guadalimar y vecino de Aldea de Bellotas. Hechos probados.

CONSIDERANDO: Que los hechos declarados probados en el anterior resultando, no son constitutivos de delito, por lo que procede absolver libremente al  procesado por ellos.

Vistos los artículos de pertinente y general aplicación del Código de Justicia Militar y Bandos de Guerra vigentes.

FALLAMOS: Que debemos absolver y absolvemos al procesado PAULINO ALARCÓN VIVO, con los pronunciamientos favorables que tal absolución lleva consigo, el que deberá ser puesto inmediatamente en libertad.

Así por esta nuestra sentencia lo pronunciamos y firmamos.

COMENTARIO: Paulino Alarcón Vivo, hijo de Casimiro y de Ramona, de 40 años, casado, natural de Villaverde y vecino de Villarrodrigo, con domicilio en La Mangada, profesión jornalero y con instrucción.



lunes, 22 de agosto de 2016

1.627.- Cancelación de las fianzas de la herencia de Martín Sánchez de Moya




1627.- Petición de cancelación de fianzas y Auto de la herencia de Martín Sánchez de Moya. (Archivo General de Indias, Casa de la Contratación, 365,N.1,R.5. PARES).

25) SEVILLA (27-1-1627) Petición de cancelación de fianzas y Auto de la Casa de la Contratación.

/171/

En Sevilla, en la Casa de la Contratación de las Yndias, a veinte y siete de henero de myll seis cientos e veinte e siete años, ante los señores presidente y oidores de esta cámara de esta casa presentó esta petición (.. ) con unos recaudos.

Pedro Martínez Solano en nombre del licenciado Domingo de Lezcano y consortes de quien tengo poder en los autos sobre la cobrança de los bienes de Martín Sánchez de Moya, difunto en Yndias, hago presentación ante vuestra señorías de estos testimonios por donde consta mis partes aver ympuesto en renta los maravedíes que vuestra señoría les adjudicó y firmó, an dado quenta a el ordinario eclesiástico con que an cumplido bastantemente con el auto de adjudicación de vuestra señoría y fianças que dieron por tanto a vuestra señoría pido y repido haya por presentados los dichos recaudos y declare mis partes aver cumplido con el tenor de dicho auto de adjudicación y que se chancelen y den por ningunas las dichas fincas y que se anote la razón de la dicha chancelación en la que de ella tomó el fiscal y pido justicia y testimonio.
Firmado: Pedro Martínez Solano.

E bista por los dichos señores an (¿) los dichos recaudos mandó dar traslado al señor fiscal.
Firmado: Benito Ruiz Davila, escribano.

/172/

El fiscal de su magestad lo a visto. Rubricado


En primero de março 6C y XX VII declarase aber cumplido y canselanle las fianças.

Auto

(Al margen) Chancelose esta factura en birtud del auto de enfrente probeydo por la sala de justicia en 1 de março de 1627 años. Firmado: Don Domingo Serrano.

En la ciudad de Sevilla, en la Casa de la Contratación de las Yndias, primero de marzo de myll y seis cientos y veinte y siete años, los señores presidente y oidores della en la  audiencia de esta casa, aviendo bisto estos autos y lo en ellos pedido por Pedro Martínez Solano en nombre del licenciado Domyngo de Lezcano y consortes y recaudos presentados sobre que se chancele la fiança que otorgaron Juan Vásquez de Bico e Francisco de Avilés por los herederos de Martín Sánchez de Moya difunto en Yndias y demás legatarios de que se dio trámite al señor fiscal de la dicha esta cámara en que dice ha visto los dichos recaudos dijesen que declaravan e declararon los dichos señores Juan Vásquez de Bico y Francisco de Avilés aver cumplido con el tenor de la dicha fa. que otorgaron por el licenciado Lezcano y por Francisco Martínez y Pedro de Avilés y consortes y la mandaron chancelar y anular y (...) con que de ella tomó el señor fiscal y les dieron por libres de ella y ansí lo mando.
Rubricado.
Firmado: Benito Ruiz Davila.



miércoles, 3 de agosto de 2016

1.507.- Visita de la Orden de Santiago a Las Bayonas.




1507-07-9 -Visita a los Partidos de Sierra de Segura y Murcia. Visita a Bayonas. (AHN. Guía de las OO.MM. Mss. Santiago. Sign. 1072 C pág. 97-100).


Vayonas que es de esta Encomyenda de Segura


/97/
En Vayona nueve días del mes de jullio de myll quinyentos e syete años, este día los dichos visytadores visitaron la yglesia de San Andrés del dicho lugar Vayonas, hallóse algo mal reparada.

Sagrario

Fue visytado el Corpus Xristi en el sagrario por el dicho Andrés Martines Salido cura, hallase en una caxa de plata dentro de vn cofre de madera deçentemente e como convenya estar e visytaron asimismo el ólio e crisma e ólyo ynfermorum y la pila de bautizar, hallose todo en buena guarda e limpiamente como convenía.

Altar

Hay en la dicha yglesia vn altar con vna ymagen de Nuestra Señora /98/ de bulto, adornado con su frontal de manteles e otro pequeño abaxo asymysmo adornado con su frontal e manteles.



Plata

Vn cáliçe de plata con su patena. Vna cruz de plata, la mançana y el cruçifixo de latón.

Hornamentos

Vna casulla de fustán verde con vna cenefa de estameña colorada con estola e manypulo de lo mysmo.
Otro vestimento de zarzahán viejo con vna estola de fustán blanco.
Otro vestimento de terçiopelo verde con una cenefa de oro de baçin con todo su recabado.
Vn alva de bretaña rayda.
Vn amyto de lienço.
Vna sobrepelliz.
Vna manga de lienço blanca con çintas para la cruz.
Vna saya colorada de paño comund.
Dos samarros viejos.
Otra sobrepelliz vieja
Vn frontal de fustán blanco y azul con una cruz verde con flocaduras.
Otro frontal de lienço pintado.
Otra sobrepelliz vieja.
Otra casulla de bretaña con una cruz amarilla.
Vna cortina con çintas coloradas.
Vna savana de bretaña con rrandas.
Otra alva nueva con su amyto.
Otra savana de estopa nueva.
Una camysa de Nuestra Señora e otra vieja
Otra camysa con un cabeçar labrado.
Dos pares de tobajas la bajo bradas (¿) para fazimiento del altar.
Vna almohada de zarzahan.
Vn cofre pequeño para encerrar el corpus.
Vnos fierros de ostias buenos de metal. Otros viejos de fierro.
Dos bonetes de seda leonada viejos.
Quatro tocados de seda, los tres nuevos.
Dos palias de lienço.
Vnos corales con ocho quartos de plata con vna cruzeta de plata.
Vna arca buena grande en que están los hornamentos.

Libros

Vn mysto de pergamino con çiertas fiestas del año enquadernado con tablas de cuero prieto.
Vnas çinquisystorias.
Vn manual de sacramentos.
Vn quaderno de lamentaciones.
Vn quaderno para bautizar.
Vn salterio.
Vn oficiario domynycal.
Vn brevyario de molde.
Vn façistor e dos çiriales.
Otro mysal viejo.
Vn ofiçiario.

Campanas

Dos campanas en el campanario. Dos campanillas de mano. Una rueda de campanillas con dose campanillas. Vn açatre.


         /99/
Quentas del mayordomo

Fue recibida quenta a Juan Ximenez, mayordomo de la yglesia de dicho lugar de todos los escusados que a cobrado y alcançes pasados e sepulturas e de todo lo que se le hizo cargar que vino a  su poder hasta oy dicho día en esta guisa:

Cargo

Monta el cargo que se le fiso al dicho Juan Ximenez, mayordomo, onze mill e nueve çientos e veynte e seys maravedíes. XI.DCCCCXXVI (= 11.926,00).

Data

Montó lo que dio de gasto en la dicha yglesia el dicho mayordomo  en el tiempo de su mayordomya en cosas neçeçarias a la dicha iglesia, onze myll e noventa e quatro maravedís e medio. XI.XCIIII mº (= 11.094.50).

Alcançe

Quytos e descontados los dichos maravedíes de la dicha data de los dichos maravedíes del dicho cargo, fue alcançado el dicho mayordomo por ocho çientos e treynta e dos maravedíes e medio, la qual dicha quenta dio jurada en forma de derecho e porque acya mucho que hera mayordomo, elygieron por mayordomo de la dicha yglesia a Martín Sánchez, vesyno de dicho lugar, al qual le fiçyeron cargo de los dichos maravedíes, el qual açebtó la dicha mayordomya e se tovo por contento de ellos. DCCCXXXII mº (=832,50).

Mandaron al dicho mayordomo que con los dichos maravedíes del dicho alcançe e con los que montase e valiese la renta del escusado deste año acabase la obra del campanario e que aquello fecho adelante fiziese enlucir las puertas de la dicha yglesia e solar de tablas la tribuna, dentro de vn año primero syguyente, so pena de seys çientos maravedíes para la fábrica de la dicha yglesia.

Otrosy le mandaron que fiçyese de manpuesto lo que está de tapyerja entre el campanario y la puerta de la yglesia e otro pedaço de fasya el altar.

Mandaronle que arrendase las memorias (¿) del escusado e cobre el pan a quenta, mas por ello diese en manera que la dicha yglesia fuese más aprovechada, estuvieron presentes a la dicha quenta fray Juan de Ayllón que servya la dicha yglesia e Aparicio López regidor e Pascual Lópes, vesynos de dicho lugar.

Benefiçio

Hallose que syrvya el dicho benefiçio fray Francisco de León de la orden de San Bernardo, por salario que le dava el conçejo e como quiera que en el dicho lugar no ay propio cura porque el dicho fray /100/ Francisco no mostró divysoria ni mucho menos licençia de su prelado para poder andar fuera de los monasterios de su orden, mandaronle que no se entrometiese a vsar del dicho beneficio e que el consejo de dicho lugar no vse con él.

Posesyones del beneficio

Vna viña en el barryo Somero en linde de Juan Pelaes.
Otra viña en linde del rio que alinda con Alonso Martínes.
Otra viña en la foya de los Cavallos que alinda con Martyn Lópes.
Otra viña en la Tejera que alinda con Juan de las Yeguas.

Horno

Fue visytado vn horno de poya que es en el dicho lugar; hallose que hera menester solar el suelo del dicho horno, faser dos palos junto con la puerta y repellarse la capilla del horno y echarse vna viga que estava ençima de la capilla del horno que está quebrada y enlusyr los poyos; mandaronle apresçiar al dicho maestro yesero vecino de dicho lugar con juramento que le fue resçibido so cargo del qual aclaró que costarían de toda costa quinientos e çinquenta maravedís. DL(=550).

Mandaron a Juan de Aranda, vesyno de Villa Rodrigo, arrendador de çiertas rentas de la encomyenda que lo hisyese faser e reparar de los maravedíes que son a su cargo a vista de dicho alcayde Antonyo de Palençia e que asnotase en su libro lo que gastase de manera que hiçyese fee para dar quenta dello, lo qual haga dentro de tres meses primeros siguientes. E fue mandado al dicho comendador, en virtud de obidiençia, que lo que asy gastase le fuese resçibido en quenta al dicho Juan de Aranda de los maravedíes que son a su cargo. El dicho Juan de Aranda se obligó de lo asy complir dentro de dicho térmyno so pena de çinco myll maravedís para redinçion de captiuos e de llevar fee de como lo cumplió dentro de otros veynte días so la dicha pena, para lo qual obligó su persona e bienes, testigos Juan Ruvyo de Syles e Juan de Berjaga  vesyno de Segura.

Vesynos e contiosos

Dieron por relaçión jurada los ofiçiales de dicho lugar que avya en el dicho lugar ochenta vecinos e que no avya nyngund contioso.

Gasto de visytadores

Hisose de gasto en vn día que los dichos visytadores estovieron en el dicho lugar Vayona de toda costa çiento e setenta maravedíes, de que cupo al comendador las dos partes e al concejo la vna, para lo qual se dio mandamiento. CLXX(=170).



COMENTARIO: Aunque en las visitas anteriores, los visitadores no mandaron a los bayoneses que le hicieran un campanario a la iglesia de San Andrés, como sí se lo mandaron a Génave y a Torres de Albanchez, por esta visita vemos que acababan de construirle un campanario a la iglesia y estos visitadores mandan que terminen y completen la obra. También les mandan que hagan un suelo de madera a la tribuna.

La iglesia en esta fecha tenía dos altares, el altar mayor y otro pequeño.

Vemos en esta visita que a los santiaguistas no les hacía ninguna gracia la presencia de un cura de la orden de San Bernardo que el Concejo había contratado porque no tenían cura propio santiaguista. Natural, las posesiones del beneficio curado eran tan escasas que los curas santiaguistas no querrían servir.

Bayonas tenía un horno de pan, que como en el resto de las villas y lugares era propiedad de la encomienda santiaguista. El Comendador construía, arreglaba y lo arrendaba.

Por último nos dicen que Bayonas tenía 80 vecinos o familia, que sería el máximo demográfico conocido que alcanzaría el lugar en toda su historia.